Portada » Sibiu y Ocna Sibiului

Sibiu y Ocna Sibiului

Después de desayunar un huevo frito con jamón, queso y yogurt hemos llegado a Sibiu. Antes hemos atravesado Medias, con unos paisajes industriales decadentes e incluso abandonados.

En la entrada de Sibiu hemos visto mucha gente y coches en lo que parece un mercado. Hemos parado y comprobado que se trataba de un atestado mercadillo normal y corriente. Pero además había una extensa zona dedicada a la venta de vehículos de segunda mano. Todos estaban bien aparcados y ordenados por categorías, a un lado los coches, a otro las furgonetas, etc. También había instalados unos puestecillos con oficinistas en traje de baño que bajo una sombrilla y armados de arcaicas máquinas de escribir cumplían con el papeleo necesario en los procesos de compra venta.

En Sibiu hemos aparcado en un parking situado en la Piata Mica, en el mismo centro del casco histórico. Sibiu ha sido este 2007 la capital cultural de Europa y eso ha hecho que se hayan preparado para el evento. Hay muchas exposiciones, conciertos y todo tipo de actividades, según reza un folleto informativo del centro de información turística. Parece estar bien preparada para recibir turistas.

De momento, hoy domingo, hay más mercadillos en Sibiu. De antiguedades, de cerámicas, de madera … Varios mercadillos, o uno solo enorme, que ocupa la Piata Mare y la Piata Mica. Hay mucha gente y animación.

Nos volvemos a comprar otro dulce cilíndrico hueco y esta vez vemos como es el proceso de elaboración. Callejeamos por la animadas calles cruzándonos de vez en cuando con algún bodorrio, he perdido la cuenta de las bodas que hemos visto.
Subimos a la torre de la Catedral Evangélica por sus empinadas escaleras. Hay unas buenas vistas de la ciudad. Luego entramos en la Catedral, donde alguién ensaya con el enorme y sonoro órgano.

Nos sentamos en una terraza de la Piata Mare a comer algo rápido, un trozo de pizza y una bebida. Recorremos la Strada Nicolae Balcescu y nos compramos un helado por 1,5 leis y un sorbete de helado por 2 leis. Nos vamos después de pagar 5 leis por el Parking, unas 3 horas más o menos.

Después hemos ido a un pueblo cercano, a unos 17 Km al NO, llamado Ocna Sibiului. Allí hemos visto que hay unas termas en un lago salado y nos apetece un poco de descanso y relajo. Hay varios balnearios y optamos por el que parece más populas y más barato, además parece más natural. Son una serie de 7 pequeños lagos que tienen aguas saladas ricas en yodio, calcio y magnesio.

Nos bañamos primero en el que parece que tiene más nivel de salinidad, por lo visto 6 veces más que el Mar Muerto. La experiencia es curiosa. Se flota bastante en el agua. Lo más sencillo es dejarse flotar y permanecer a la deriva. Cuando te colocas de pie, en posición vertical, el agua queda a la altura del pecho, lo que indica cuánto se flota en este agua. Al salir, la piel queda cubierta por una capa blanca de sal. Después nos untamos todo el cuerpo con un barro negro procedente de otro lago, el Negro. Estamos una media hora en la orilla intentando que se seque el barro, pero no hace sol, hace un poco de frío incluso, y le cuesta secarse. Nos limpiamos el barro en el lago más grande, ya con bastante frío, el tiempo no acompaña.

Después de secarnos y abrigarnos nos comemos unas patatas y unos mucis (salchichas de carne picada) en un chiringuito al lado de los lagos.

Hemos decidido hacer una ruta por una carretera verde que discurre por la montaña desde Alba Iulia a Petrosani y hacia allí nos dirigimos. Pasamos por Sibiel y Rod por una bonita carretera y al subir un puerto encontramos esta bonita campa con muy buenas vistas. Una pena que esté lloviendo y no podamos pasear por la hierba o disfrutar en el césped del aire libre. Ixone prepara una cena muy rica que nos hace entrar en calor, unos nuddles con verduras (cebolla y calabacín) hervidas, con jamón y tortilla.

Cerca de Poiana Sibiului

 

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.